Entradas a Auschwitz: una visita imprescindible

09/01/2020
Posted in Cracovia
09/01/2020 Lucía Poyo

Entradas a Auschwitz: una visita imprescindible8 min read

Entradas a Auschwitz: todo lo que necesitas saber para una visita inolvidable

Una de las cosas que todo turista debe hacer en su viaje a Polonia es visitar Auschwitz, símbolo de la historia más oscura y trágica de la humanidad. Una experiencia conmovedora, impactante y vivida desde el respeto que te llevará al pasado para conocer de cerca todas las atrocidades y barbaries que el ser humano fue capaz de perpetrar durante la Segunda Guerra Mundial.

Hacerte con tus entradas a Auschwitz es algo obligatorio como hemos dicho, pero si viajas con niños o no estás preparado para experimentar estas sensaciones, existen un sinfín de tours, excursiones y actividades turísticas en Cracovia que podrán adaptarse mejor a tus intereses.  

Auschwitz, más que un campo de concentración

Auschwitz es un conjunto de campos de concentración construidos en territorio polaco durante la Segunda Guerra Mundial por la Alemania nazi. Fueron desarticulados por las tropas soviéticas en enero de 1945.

Tres son los campos principales que forman esta prisión: Auschwitz I, Auschwitz II – Birkenau y Auschwitz III – Monowitz.

Entradas a Auschwitz y qué visitar los campos de concentración para una experiencia inolvidable

Más de 1 millón de personas, la mayoría judíos, llegaron a estos campos de concentración y la mayoría no regresó nunca a su hogar para volver a abrazar a sus seres queridos. Sin embargo, sus historias se han quedado para siempre atrapadas entre los muros de este lugar. 

Hoy en día las memorias de estos prisioneros de guerra son descubiertas por miles de turistas que cada año deciden desplazarse desde la ciudad de Cracovia, ubicada a tan solo 70 kilómetros de Auschwitz.

La historia detrás del campo de concentración más terrorífico

Hitler invade Polonia en septiembre de 1939 y el ejército polaco es derrotado. Este acontecimiento se convierte en uno de los detonantes de la Segunda Guerra Mundial.

Los tres millones de judíos que vivían allí son las primeras víctimas del Holocausto. El ejército alemán asesina en torno a unas 15.000 personas durante las primeras semanas tras la invasión.

Poco tiempo después, los alemanes forman el Gobierno Central en Polonia. Allí se construyen los guetos, como el de la ciudad de Łódź, en donde se encierran a miles de judíos para malvivir en pésimas condiciones.

No es hasta junio de 1940 cuando llevan a los presos hasta Auschwitz para empezar la construcción del campo de concentración bajo la supervisión de los Kapos. En otoño de ese mismo año Auschwitz I comienza a albergar a los primeros internos: los presos políticos.

Una de las zonas más terroríficas de este campo fue el Bloque 11, en donde los presos eran sometidos hasta la muerte a todo tipo de torturas. Más tarde, el segundo de Rudolf Höss vierte cianuro en este horrible lugar y es aquí cuando surge la primera cámara de gas de Auschwitz.

En 1941 comienza la construcción de Auschwitz-Birkenau como campo de exterminio y se instalan cuatro cámaras de gas, además de los crematorios.

Toda la información y consejos para visitar Auschwitz

Junto a estos campos el conglomerado I. G. Farben, del que forma parte la famosa empresa Bayer, construye en 1942 una fábrica de caucho con su propio campo de trabajo (Monowitz). Allí se envían a los prisioneros a trabajar forzosamente sin descanso durante horas.

Este genocidio duró años hasta que en 1944 la Alemania nazi, viendo como sus cimientos se debilitan a causa de la ofensiva del ejército soviético, decide destruir gran parte de los campos para eliminar toda huella de las atrocidades que habían tenido lugar en esas tierras.

Finalmente en enero de 1945 los soviéticos llegan a Auschwitz para liberarlo.

Cómo se puede visitar Auschwitz

Tienes dos opciones a la hora de adquirir tus entradas a Auschwitz. Si te gusta ir a tu aire y quieres vivir la experiencia para tus adentros, lo mejor es que vayas por tu cuenta.

Debes tener muy presente que en temporada alta existen franjas horarias en donde solo se permite entrar con visita guiada y que es muy probable que tengas que reservar la entrada con antelación porque el aforo es limitado. Infórmate bien antes de ir hasta allí y ¡evita quedarte sin entrada!

Si por el contrario, eres una persona curiosa a la que le interesa conocer todo acerca del pasado, a través de un tour por Auschwitz en español te empaparás de cada secreto y curiosidad que esconde cada rincón.

Descubrirás lo qué hay detrás del famoso letrero de acero “Arbeit macht frei” (el trabajo os hará libres) colocado a las puertas de Auschwitz I. Te conmoverán las historias de algunos de los prisioneros de los campos relatadas a través de sus objetos personales y podrás homenajearlos en el Monumento a las víctimas del fascismo levantado en 1967.

Información importante sobre las entradas a Auschwitz

Qué visitar en Auschwitz imprescindible

Actualmente hay dos campos de concentración que se pueden visitar en Auschwitz: Auschwitz I construido en 1940 y Auschwitz II – Birkenau construido en 1941 y considerado como el más horrible de todos los campos de concentración.

Existen 3 kilómetros de separación entre Auschwitz I y Auschwitz-Birkenau, pero si ya estás pensando en cómo podrás moverte de un campo a otro, no te preocupes porque existe un autobús – lanzadera gratuito que se desplaza entre ambos cada 15-30 minutos.

En Auswitch I es donde se encuentra la mayor parte de la exposición de fotografías, documentos, videos y demás objetos que ayudan a comprender mejor la terrible historia que se vivió allí. Podrás descubrir cómo vivían los prisioneros a través de diferentes espacios en donde se encuentran las letrinas, los camastros  o las literas en las que dormían. Y contemplar lugares escalofriantes como el crematorio, el paredón de fusilamiento o la horca en la que Rudolf Höss fue ejecutado.

En Auschwitz visita los lugares en donde vivían los prisioneros

En Auswitch II- Birkenau están situados los restos de las cámaras de gas en donde 2.500 personas morían en cada turno. También encontrarás el lugar de esa famosa fotografía de las vías del tren, con destino al interior del campo, que tantas veces hemos visto a lo largo de nuestra vida. Aunque la mayoría de las construcciones de esta zona están destruidas, las inhumanas acciones que se cometieron aquí lo convierten en un lugar sobrecogedor y digno de visitar. 

Entradas a Auschwitz: tipos y precios

La entrada a estos campos de concentración es completamente gratuita, así que el dinero no debe suponer un impedimento a la hora de visitar Auschwitz.

Lo único para lo que deberás aflojar un poco la cartera es para comprar entradas a Auschwitz con guía en español. En este caso el precio es de aproximadamente 40 PLN lo que equivale a 10€. No es un precio excesivo y merecerá la pena porque entenderás mucho mejor la historia que esconde este horrible lugar.

La opción más económica con transporte incluido de ida y vuelta a Cracovia (además de guía en español) ronda los 38€. Dispones de otras alternativas de precio más elevado como la visita privada que puede llegar a alcanzar los 300€ o una entrada que combine otras actividades como el tour por la Fábrica de Oskar Schindler o por las minas de sal de Wieliczka por 68€.

¿Dónde comprar las entradas a Auschwitz?

Puedes conseguir tus entradas a Auschwitz en la propia web del museo de Auschwitz, especialmente si deseas reservar tu entrada gratis con antelación. La pega es que solo está disponible en inglés o en polaco, por lo que si no dominas ninguno de estos idiomas te resultará un poco difícil navegar por su web. Además, el propio museo no ofrece muchas visitas guiadas en español, ya que la mayoría se realizan en inglés.

Nuestra recomendación es que accedas a nuestro comparador de tours y actividades Kolaboo. Tendrás a tu alcance una gran variedad de posibilidades con guía en español y transporte incluido. Y podrás combinar la experiencia con otras actividades de los alrededores como una visita a la fábrica de Oskar Schindler en Cracovia.

Cómo ir a Auschwitz desde Cracovia

Cracovia es probablemente la ciudad principal desde la que se accede a Auschwitz. Debido a su cercanía con el campo de concentración (70 kilómetros) existe una gran variedad de posibilidades a la hora de desplazarte hasta allí.

Si quieres vivir la experiencia por tu cuenta y no te gustan las ataduras te recomendamos que vayas en un coche de alquiler o en transporte público. Una vez allí podrás decidir si adquirir entradas a Auschwitz con guía o bien seguir sin ataduras y entrar gratuitamente al campo.

Entradas a Auschwitz Birkenau

El coche de alquiler es la opción más cómoda, aunque no la más económica. Tardarás aproximadamente 1 hora y 20 minutos en llegar.

Para nosotros la mejor opción de desplazarte por ti mismo es ir en el autobús dirección Oswiecim. Pasa cada 20 minutos y deberás cogerlo en la estación de autobuses de Cracovia. El billete cuesta 4€ y tienes que bajarte en la parada Oswiecim Muzeum que se encuentra justo al lado del campo.

El tren es otra alternativa, aunque te dejará un poco lejos del campo de concentración. El billete cuesta unos 7€ y deberás cogerlo en la estación de Krakow Glowny. El trayecto dura aproximadamente 2 horas y tienes que bajarte en la estación del pueblo de Oswiecim. Desde allí tendrás que andar unos 30 minutos o bien coger un bus local hasta Auschwitz.

Pero si quieres ir con todo planificado y no preocuparte por el transporte y sus horarios, la mejor elección es contratar un tour organizado desde Cracovia.   

 

 

Artículos relacionados